jueves, 18 de febrero de 2010

La Soledad

La soledad es despertarte por la mañana y ver que hay media cama vacía.
Es comprobar que los sueños son solo eso, sueños.
Es retrasar 5 minutos el despertador para volver a ese mundo sin sufrimiento.
Es desayunar rápido para no llegar tarde y empezar el día con mal pie.
Es elegir la ropa con la que te sientas cómodo y con la que los demás menos te van a criticar con la mirada.
Es ir por la calle y que nadie te mire.
Es llegar a tu destino sin haber saludado a nadie.
Es pasar la jornada de trabajo solo hablando con formalidades, y alguna conversación coloquial sobre el trabajo.
Es volver a tu casa lo antes posible porque el camino es un espacio de tiempo muerto, en el que no haces nada.
Es cruzarte con alguien por la calle con alguien a quien conoces y no saber si saludarle por si él no te devolverá el saludo.
Es saludar a quien te cruzaste por la calle y él no te contesta como si no te hubiera visto.
Es sentirte ridículo por pensar que le importabas.
Es llegar a tu casa y no encontrar a nadie que realmente le importas.
Es comer más por necesidad que por placer, aunque el placer en el paladar de algunas comidas te hace vivir durante unos momentos; momentos que luego se acaban.
Es tumbarte en el sofá y descubrir, una vez más, que no hay nada interesante en la televisión.
Es sacar el móvil y mirar mensajes de texto que pertenecen al pasado.
Es preguntarte que qué queda de esos mensajes al móvil.
Es un pequeño arrebato por llamar a esa persona, arrebato que reprimes rápidamente.
Es sentir que no has aprendido nada por tener todavía esos sentimientos.
Es sentirte tonto, débil y despreciable.
Es entrar al Messenger y no encontrarte a ningún amigo, o encontrarte a unos pocos, pero no te apetece hablar con ellos.
Es esforzarte por contarle como te sientes a un amigo.
Es que tu amigo para animarte te diga cosas que ya sabías, que no te sirvan para nada o que dentro de un tiempo estaré bien; pero no te ayuda en tu problema.
Es darte cuenta de que los amigos no están para cuando te sientes solo.
Es abrir los ojos y ver que no tienes amigos de verdad.
Es ponerte a mendigar amor en cualquier canal de televisión o en Internet, y finalmente perder solo el tiempo en algo improductivo desde el principio.
Es sentir la necesidad de tener a una persona delante, de confianza, que sepas que te entiende, que desee ayudarte pero que no te vea como un alma en pena, alguien desamparado y desesperado; buscar a una persona así y no encontrarla.
Es necesitar calor humano, como un simple abrazo.
Es hacer cualquier cosa excepto tus obligaciones porque no tienes fuerzas para ello.
Es sentirte mal por sentirte así y por no haber hecho tus obligaciones, además de por haber perdido todo ese tiempo.
Es acudir a la familia como último recurso.
Es escuchar como tu familia aprovecha te hecha en cara las cosas que no les gustaba que hiciste.
Es odiar tu tierra natal y tus raíces.
Es mirar en tu interior, en el fondo de tu corazón y ver que solo ver que hay un enorme vacío, todo negro y muy frío, que absorbe todo tu cuerpo y te da una sensación de opresión e implosión al mismo tiempo, opresión sobre el pecho e implosión de que ese enorme agujero negro absorberá todo.
Es esperar que mañana ocurra algo que elimine tu soledad.
Es dormir.
Es morir.

lunes, 15 de febrero de 2010

Zits 13, los videos que nos hacen "gracia"

(Click en la imagen para agrandar)


Para iniciar la vuelta a las clases universitarias y a la vida “normal” pongo algo ya tradicional en este blog, una tira de Zits. Y digo normal porque el cuatrimestre pasado no es que fuese muy normal que digamos, se ha reflejado mucho en el contenido de las últimas entradas y sobretodo en la frecuencia de publicación. Pero vuelvo a las andadas, ahora que tengo tiempo libre, principalmente porque he dejado de jugar a WoW, llevaré un ritmo de actualización como en los buenos tiempos.

Sobre la tira, bueno, esta situación con mis padres la he vivido muchas veces, pero no exactamente así, sino viendo la televisión yo me río muchísimo de algo que a ellos no les hace gracia o incluso les molesta. Cómo cambia el sentido del humor entre las personas, sobretodo entre generaciones.

Y hablando de diferentes sentidos del humor entre las personas, no me aguanto en poner este video. Va principalmente por Espe y Paco, que fueron los frikazos que me lo metieron en la cabeza, y aunque tampoco es que me haga mucha gracia sí me río mucho por la tontería que tenían estos dos. Cantnoy, espero que no me mates por esto. GET ON MY HORSE!!



Por cierto, para que quede claro: NO me gusta ese tipo de música. En la versión que me pasaron a mi salía la canción tres veces seguidas, es decir, que se puede repetir infinitas veces que nunca parecerá que tiene final, pero yo os pongo ésta porque está traducida, para mancos que saben poco inglés como yo.

Cuidáos y darle ha los codos. ¡Nos vemos pronto!

P. D.: he restringido los comentarios anónimos porque en los últimos días he recibido mucho spam en el blog, y aun poniendo que se necesite introducir letras no he conseguido evitar nuevo spam; a ver si así funciona, porque el que se atreva a hacer spam con una cuenta de Google le quito la posibilidad de entrar al blog. Para que entendáis a qué tipo de comentarios me refiero, mirad en el menú del blog, donde los comentarios recientes. Para que entendáis a qué tipo de comentarios me refiero, mirad en el menú del blog, donde los comentarios recientes. Por lo que me ha contado Cantnoy a ella también le pasa lo mismo en su blog, así que a los que tengáis este problema os recomiendo esta medida.

Edit: He reabierto los comentarios anónimos pero hay que poner palabra de verificación para los mismos. Los que tengáis cuenta de google no os debería afectar esto. Si no funciona haré lo que he puesto antes.

martes, 9 de febrero de 2010

El Oscuro Pasajero

Me llamo Dexter y no estoy seguro de lo que soy. Sé que hay algo oscuro dentro de mí, y lo escondo. Nunca hablo de ello, pero está ahí, siempre. Es un oscuro pasajero, y cuando él toma el control me siento vivo, harto de la emoción del que hace algo que no está bien. Y no me opongo, no quiero hacerlo. Es lo único que tengo. Nada más podría amarme, ni siquiera… ni siquiera yo mismo. ¿O es sólo una mentira que me cuenta el pasajero oscuro? Porque últimamente hay momentos en los que siento conexión con algo más, con alguien. Como si la máscara se esfumase, y las cosas y las personas que nunca me habían importado empezaran a importarme. Todo esto me da mucho miedo.


Forma parte de un capítulo de la serie Dexter. No os cuento el contexto para que los que no hayan visto la serie. Os la recomiendo a todos. Dexter es un miembro de la policía de Miami, especializado en interpretar las marcas de sangre dejadas tras un asesinato. Pero tiene un secreto: desde que tiene memoria tiene un instinto asesino. Su padre, ya muerto, que era también policía de Miami le enseña a canalizar ese instinto asesino: le enseña un “código” en el cual destacan dos cosas, una es que no le descubran, y la otra es que solo debe matar a gente que se lo merezca y que hayan conseguido evadir a la justicia (asesinos principalmente). Es como Kira en Death Note, solo que 100% realista y mata por necesidad. Lo interesante de la serie es ir conociendo al personaje y su entorno, conocerlo conforme el va descubriendo cosas nuevas de él, como evoluciona, y sobretodo sus pensamientos, lo que piensa él de lo que hace (como en Death Note). Es un tipo pensativo, frío y calculador, pero ante el resto de la gente se muestra como una persona corriente y mentir a todos es parte de su rutina. Hasta ahora en España solo han salido 3 temporadas, la 4ª ya ha sido emitida en EEUU y no falta mucho para que llegue a España. Yo os recomiendo que la veáis, así que os dejo un link aquí: http://www.seriesyonkis.com/serie/dexter/

La serie está basada en un libro, el oscuro pasajero. Tengo mucho interés en leer ese libro, aparte de por el sobresaliente argumento, porque normalmente de un libro a una serie se pierde mucho y me pregunto cuán bueno debe ser el libro para que el resultado en la serie sea tan bueno.

He puesto ese trozo de la serie no para hablar de la serie, sino porque ahora mismo me siento muy identificado con eso.

Cuidaos mucho. ¡Hasta luego!